miércoles, 23 de mayo de 2012

Relación Líder-Seguidor


Lectura: Hebreos 13:7

Muchos hablan de que liderazgo es influencia, aunque la influencia es un sub-producto de la relación mutuamente transformadora entre líder-seguidor, la cual a su vez está basada en el servicio genuino del líder a los intereses mutuos. Dicho al revés, todo nace en el servicio que un líder le proporciona a sus seguidores, lo cual les hace a estos querer interactuar y seguirle, lo cual permite percibir el impacto o influencia ejercido (Servicioà Relación Líder-Seguidor à Influencia). Esta idea nos reta a resaltar la importancia de la cercanía en la interacción y el intercambio continuo, real y genuino entre los líderes y los seguidores. Si consideramos esto en relación al ámbito de líderes espirituales, en Hebreos 13:7 el autor comenta “Acuérdense de sus dirigentes, que les comunicaron la palabra de Dios. Consideren cuál fue el resultado de su estilo de vida, e imiten su fe.” Aunque es posible tomar varias enseñanzas de este pasaje, es importante al menos captar dos cosas básicas. En primer lugar, los líderes espirituales tienen implícito el deber de enseñar (comunicar) la palabra de Dios y de vivir de tal manera que dejen una estela, un testimonio y un legado de fe que sean dignos de recordar e imitar. Para esto es importante además el compromiso y la presencia no virtual de los líderes para dejarse ver, oler, sentir y/o percibir de cerca y de manera real por sus seguidores. En segundo lugar, los seguidores son exhortados especialmente a: recordar, meditar, considerar, reflexionar, centrarse en el testimonio e imitar la fe de los líderes que les comunicaron la palabra de Dios (no de otros). Es por eso importante enfocarse en las dinámicas transformadoras de la relación líder-seguidor antes de pensar en la influencia.

Para Reflexionar: ¿Quiénes te comunicaron la palabra de Dios? ¿Has imitado su fe?

Jesus A. Sampedro Hidalgo. Valencia-Venezuela.

No hay comentarios:

Publicar un comentario